Adelgazar con la dieta DASH

La dieta DASH no es una dieta de adelgazamiento, pero puede ser utilizada como parte de una estrategia global de pérdida de peso.

Los alimentos de esta dieta son naturalmente bajos en sodio, así que siguiéndola reducirás su consumo.

A continuación os damos otros consejos para reducir el consumo de sodio:

  • Usando las especias o aromas libres de sodio para condimentar tus platos en lugar de la sal.
  • No añadir sal al cocinar arroz, pasta o cereales.
  • Enjuagar los alimentos enlatados para eliminar parte del sodio.
  • Comprar alimentos etiquetados como “sin sal agregada”, “libre de sodio”, “bajo en sodio” o “muy bajo en sodio”
  • Lee las etiquetas de los alimentos, suele sorprender por la cantidad de sodio que vemos que contienen algunos alimentos procesados ​. Incluso las sopas bajas en grasa, vegetales enlatados, cereales o charcutería a menudo contienen cantidades considerables de sodio.

Si los alimentos te parecen demasiado sosos, podrías ir adquiriendo la dieta DASH poco a poco, introduciendo paulatinamente los alimentos bajos en sodio y recortando la sal de mesa hasta los niveles recomendados. De esta manera, el paladar se ajustará al nuevo sabor a través del tiempo.

Estrategias para empezar la dieta DASH

Para empezar la dieta DASH, en lugar de cambiar radicalmente de alimentos refinados a integrales es mas recomendable hacer el cambio gradualmente, esta estrategia sirve para todo el proceso en general.

Si ahora consumes una o dos porciones de frutas o verduras al día, trata de añadir una porción en el almuerzo y otra en la cena. Aumentar el consumo de frutas, verduras y cereales integrales previene la hinchazón y/o diarrea que pueden producirse si no estás acostumbrado a comer una dieta rica en fibra.

Date algún capricho, que no sea comida, por tus logros. No te preocupes si caes en alguna tentación, todos cometemos errores sobre todo cuando estamos aprendiendo algo nuevo. Recuerda que cambiar tu estilo de vida es un proceso a largo plazo.

Añade alguna actividad física a tu rutina diaria, la actividad física hace que sea más probable la reducción de la presión arterial.

Busca apoyo si lo necesita. Si tienes dudas sobre la dieta DASH, habla con tu médico o nutricionista.

Recuerda que una alimentación saludable no es una condena. Lo más importante es que consumas alimentos saludables y variados la mayor parte del tiempo, tanto para mantener tu dieta nutritiva como para evitar el aburrimiento o la monotonía.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.